Apreciando a Sonia

Juan Cartagena

Creo que tengo derecho a tutear a la Honorable Sonia Sotomayor. La conocí cuando ella era miembro de la junta del Fondo Puertorriqueño de Defensa y Educación Legal, la institución que ahora dirijo. Leo con admiración sus decisiones. Este mes la juez hizo un intento de proveerle algún toque de soberanía a Puerto Rico en el caso que últimamente rechazo la quiebra criolla –Puerto Rico vs. Franklin California Trust. Puerto Rico no debe de ser forzado a esperar que el Congreso actué para evitar una crisis humanitaria, dijo Sotomayor. Pero su opinión en Utah vs. Streiff el pasado lunes está entre sus mejores polémicas.

Es un caso criminal donde la policía municipal recibió una llamada anónima identificando una casa con la venta de drogas ilícitas. La vigilancia posterior reveló a varias personas entrando y saliendo incluyendo el acusado. Sin ninguna evidencia o sospecha individual, un policía se acercó, demandó identificación y verificó que el Sr. Streiff tenía una orden de arresto al no comparecer en un caso de tránsito. Registraron el acusado, encontraron drogas, y lanzaron cargos. El acusado retó el uso de la evidencia porque fue resultado de una detención inconstitucional. El estado admitió que la detención original fue ilegal pero argumentó que la orden de arresto anterior justificaba el uso de las drogas en su contra.

La cuarta enmienda de la Constitución prohíbe registros arbitrarios. También, como se ha reconfirmado en Nueva York en el litigio de “Stop & Frisk”, la enmienda claramente rechaza sospechas generales de criminalidad. Por décadas las cortes han consistentemente rechazado el uso de evidencia obtenida ilegalmente contra cualquier acusado. Pero ahora no. El juez Clarence Thomas emitió la opinión mayoritaria en el caso de Streiff. Estos casos son aislados, dijo él, y en el peor caso la policía aquí fue negligente.

La juez Sotomayor aparentemente no pudo aguantar su ira. No son casos aislados y no es un secreto que personas de color son desproporcionalmente las víctimas de este tipo de escrutinio, dijo ella. La Corte Suprema en este caso legítima conducta ilegal, añadió, al decir que “tu cuerpo es sujeto a una invasión mientras la cortes excusan la violación de tus derechos…implicando que no eres ciudadano de una democracia sino un súbdito de un estado de encarcelamiento, esperando sencillamente ser categorizado”.

Pero el segmento de su opinión que cobra atención es cuando esta juez puertorriqueña habló directo y personalmente de este abuso. Detenciones ilegales tienen consecuencias serias. Son indignidades, recalcó. “Por generaciones, padres negros y latinos han tenido ‘la conversación’ con sus niños – instruyéndolos que no deben de correr por las calles; que mantengan siempre sus manos donde se puedan ver; que ni piensen en contestar abruptamente a cualquier extranjero – todo por el temor de la reacción que podrá tener con un policía armado”.

El periódico Daily News se quejó que Sotomayor fue más allá de su papel como juez. Al contrario, Sotomayor afirmó que conoce la discriminación y que es capaz de rectificarla.

Este artículo fue publicado en El Diario y puedes verlo aquí

Juan Cartagena, Presidente de Latino Justice PRLDEF puedes ver mas artículos aquí.


LatinoJustice PRLDEF · Copyright © 2016 · All Rights Reserved

· New York Office: 99 Hudson Street 14th Floor · New York, NY 10013-2815 · P: 212.219.3360 · 800.328.2322 · F: 212.431.4276
· Southeast Regional Office: 523 West Colonial Drive · Orlando, FL 32804 · P: 321.250.2853 · 800.328.2322

Powered by ARCOS | Design by Plus Three